20 abr. 2009

El Imperialismo europeo dejó solo a Ahmadineyad por criticar a Israel


loultimoenpolitica.blogspot.com

CONFERENCIA CONTRA EL RACISMO:
El presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, arremetió contra el sionísmo israelí en la conferencia contra el racismo: seguidamente, todos los países que con su silencio legitiman el genocidio de Israel contra los Palestinos, el saqueo de tierras, mientras violan una y otra vez, las normas internacionales de la ONU, abandonaron hoy la conferencia de la ONU en solidaridad con Israel y en rechazo al líder iraní. Hace pocos dias integrantes del gobierno sionísta dijeron que atacarían a Irán y ninguno puso el grito en el cielo. Los representantes del Vaticano se quedaron en la sala. Ahmadineyad tenía 7 minutos para hablar, pero como se fueron, tomó 30.

Foto: Mahmud Ahmadineyad seguramente no podrá dormir hoy

Ahmadinejad ignoró el llamado del secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, a no asociar el sionismo con el racismo y subió a la tribuna para denunciar que la creación de Israel privó "de tierras a una nación entera bajo el pretexto del sufrimiento judío".

Después de la Segunda Guerra Mundial (1939-1945) "enviaron a emigrantes de Europa, de Estados Unidos y del mundo del Holocausto para establecer un gobierno racista en la Palestina ocupada", declaró el presidente iraní, que suele criticar con frecuencia a Israel.

Cuando llamó a "hacer esfuerzos para poner fin a los abusos de los sionistas y de (sus) partidarios", los 23 representantes europeos presentes abandonaron la sala de la sede europea de la ONU, en medio de abucheos, tal como habían acordado previamente en caso de que Ahmedinejad lanzara "acusaciones antisemitas". Sin embargo, los Representantes del Vaticano se quedaron en la sala.

EEUU, Israel y otros siete países se han negado a acudir desde un principio. Sin embargo otros países, la mayoría de la UE, han preferido esperar a que el islamista dijese lo que todo el mundo sabía que iba a decir para abandonar la sala donde se celebra la conferencia. Entre ellos, el embajador español ante la ONU, Javier Garrigues que dijo a la agencia Efe que "nosotros, como el resto de embajadores, hemos seguido la consigna de la presidencia (checa) de la Unión, que era que en el momento que escuchásemos comentarios no aceptables para Europa abandonaríamos la sala. El presidente ha hablado de un estado racista (en referencia a Israel) y por eso nos hemos ido"

El diplomático aclaró, no obstante, que el gesto no quiere decir que la Unión abandone la Conferencia. "En cuanto el presidente iraní acabe su discurso, volveremos todos a seguir participando normalmente". Garrigues aclaró, asimismo, que España permanecerá durante toda la Conferencia "a menos que se produjera un hecho realmente grave".

El gesto de los europeos ha sido recibido con aplausos y gritos por una nutrida delegación de participantes judíos que gritaban "vergüenza" y "stop al racismo". Los activistas se mantenían fuera del recinto de la plenaria, pero aún así los gritos se podían oír desde el exterior. Nada más iniciar su discurso, Ahmadineyad fue interrumpido por media docena de personas presentes en la sala que le abuchearon "racista, racista".

EEUU, Israel, Italia, Holanda, Polonia y Alemania se han negado a legitimar esta conferencia ante la evidencia de que Ahmadineyad la iba a utilizar para sus habituales proclamas antisemitas. Como parece lógico no han acudido desde un principio. Sin embargo, el resto de países de la UE decidió a última hora de este domingo, participar de la Conferencia de Revisión (Durban II) pero no aceptar ningún "abuso" –pese a que era obvio que Ahmadineyad iba a decir lo que ha dicho– por parte de nadie.

Dicen los países, que sí han acudido a sabiendas de lo que iba a suceder, que existen ciertas "líneas rojas" que no pueden ser traspasadas y llamar racista al estado de Israel es una de ellas, pero han enviado a sus representantes a la conferencia, con lo que las palabras del islamista han tenido mucho más eco. El ministro francés de exteriores, Bernard Kouchner, trató de explicarse este lunes por la mañana escudándose en que la Unión Europea había pactado que no se permitiría ningún "derrape" o "provocación", en particular de Ahmadineyad.

No hay comentarios: