22 feb. 2009

Líderes del G20 endurecen controles pero la crisis no se detiene


loultimoenpolitica.blogspot.com

Los líderes europeos del G-20 reiteraron este domingo que todos los productos, mercados y actores financieros, incluyendo los "hedge funds", deben ser regulados para evitar que se repita una crisis como la actual y reclamaron sanciones contra los paraísos fiscales. Sin embargo cuando se reúnan en abril, seguramente las condiciones serán distintas y peores que hoy.

La reunión celebrada en Berlín, previa al G-20 de Londres que tendrá lugar en abril, propuso además que los bancos refuercen sus provisiones en los buenos momentos económicos para poder resistir mejor a las recesiones, siguiendo así el ejemplo del modelo español defendido por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero. El texto de la cumbre de la que fue anfitriona la canciller Angela Merkel describe la situación en los mercados financieros como "tirante" y dice que se necesitan reformas estructurales y centrarse en el gasto público para salir reforzados de la crisis económica. "Hemos subrayado hoy, una vez más, nuestra convicción de que todos los mercados, productos y participantes financieros deben estar sujetos a una supervisión o regulación apropiada, sin excepción e independientemente de su país de origen", dice el comunicado. En la declaración queda claro que los jefes de Estado y de Gobierno de España, Francia, Alemania, Italia, Reino Unido, Países Bajos y Luxemburgo se comprometieron a tomar únicamente medidas anticrisis que reduzcan al mínimo las distorsiones de competencia y a evitar cualquier iniciativa proteccionista. También pidieron reforzar el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Foro de Estabilidad Financiera para que asuman el papel de controlar la aplicación de las reformas de la arquitectura financiera internacional. En este sentido, los líderes europeos apostaron por duplicar los recursos del FMI de manera que este órgano pueda ayudar de forma más rápida y flexible a los países que tengan dificultades para refinanciar su deuda. Finalmente, la declaración respalda la propuesta de la canciller alemana, Angela Merkel, de crear una Carta Global para una Economía sostenible, que esté basada en las fuerzas del mercado pero que evite todo tipo de excesos y conduzca a establecer una estructura de gobierno internacional.

PETICIÓN AL BCE PARA QUE FACILITE LA LIQUIDEZ

Durante la reunión a puerta cerrada el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, pidió al Banco Central Europeo (BCE) que mantenga las medidas extraordinarias para facilitar la liquidez en el sistema financiero. Por su parte, el presidente del BCE, Jean ClaudeTrichet, elogió el sistema de provisiones dinámicas aplicado por los bancos españoles y lo puso como ejemplo a seguir por el resto de las entidades europeas. Este sistema, impuesto por el Banco de España, obliga a los bancos a acumular reservas durante los buenos momentos económicos para poder hacer frente a posibles pérdidas en periodos de crisis. En su intervención ante los líderes europeos, Zapatero también subrayó que, en la reunión que celebró en Washington el pasado mes de noviembre, el G-20 puso "los nuevos fundamentos del orden financiero internacional" y dijo que la tarea para la próxima reunión que se celebrará en Londres el dos de abril será "pasar a la acción". Zapatero afirmó por último que la reunión de Berlín de este domingo debe servir para "renovar este compromiso".

ZAPATERO CRITICA EL PROTECCIONISMO

En la rueda de prensa posterior a la cumbre, el presidente del Gobierno español abogó por un nuevo sistema financiero internacional más "sólido, transparente, ético y sostenible", que regule y limite los incentivos excesivos de sus directivos. El jefe del Ejecutivo aseguró que la cumbre del G20 en Londres será la de las "decisiones y acciones". La Cumbre de Washington del año pasado fue de "unión y planificación", encuentro que sirvió para diseñar un "programa de trabajo", indicó Zapatero, quien subrayó que ahora toca "tomar decisiones para que el nuevo sistema financiero entre en funcionamiento cuanto antes". El presidente del Gobierno, que asume que España está dentro del G-20, dió "seguridad a los ciudadanos, a las empresas y a las entidades financieras" de que "los gobiernos europeos que pertenecemos al G-20 y la UE están al frente en el liderazgo" para abordar la actual coyuntura. Zapatero también dijo que el mundo se encuentra ante una crisis internacional "nunca conocida" y que la reacción a la misma está siendo, por tanto, "hasta ahora nunca conocida". En su intervención ante la prensa puso de manifiesto la importancia de un nuevo sistema financiero "que ha de erradicar los paraísos fiscales, regular y limitar los incentivos excesivos de sus directivos para afrontar riesgos, que ha de tener una supervisión global y una regulación mucho más garantizadora que dé mucha más seguridad a todos". Además, apostó por un orden internacional con un comercio justo, donde no existan barreras proteccionistas, que cumpla los objetivos del milenio y que apueste por una economía "verde como el gran reto". "Tenemos un gran trabajo por delante, pero la confianza y la seguridad que podemos aportar es que lo vamos a hacer juntos con toda la fuerza de la Unión Europea", sentenció Zapatero.

MERKEL Y EL NUEVO ORDEN FINANCIERO INTERNACIONAL

La canciller alemana, Angela Merkel, subrayó tras la reunión que el catálogo de siete puntos consensuado en Berlín por los principales países de la Unión Europea (UE) tiene como fin "recuperar la confianza de los mercados" y la creación de "un nuevo orden financiero internacional". Merkel aseguró que los países de la UE acudirán con una postura "sólida y conjunta" a la capital británica. "Londres debe ser un éxito", dijo la canciller, que seguidamente explicó los siete puntos del catálogo de propuestas con las que la Unión Europea acudirá la cumbre del G20 para ayudar a resolver la crisis financiera y económica mundial.

BROWN Y LOS PROBLEMAS DE LOS HIPOTECADOS

Por su parte, el primer ministro británico, Gordon Brown, señaló que "nuestra prioridad" es la gente que tiene problemas para pagar su hipoteca y quienes están amenazados con la pérdida de su empleo. Brown añadió que pese a que "hemos elaborado el mayor programa coyuntural de la historia", las medidas tomadas hasta ahora "no son suficientes", por lo que la reunión de Londres deberá aportar "más estímulos para reactivar la economía".

SARKOZY Y LA OPORTUNIDAD CONTRA LA CRISIS

A su vez, el presidente francés, Nicolas Sarkozy, afirmó que la cumbre en la capital británica es "la última oportunidad" para encarrilar la crisis y ha dicho que los países industrializados y las naciones emergentes no pueden permitirse un fracaso de la misma. No se trata de tomar medidas superficiales y provisionales, dijo el presidente galo, quien expresó su satisfacción por el hecho de que el documento final de la reunión hable de sanciones contra los paraísos fiscales y los centros financieros que no cooperen.

Río en Carnaval, Obama, Viviane...cuándo no? y hasta Lula






loultimoenpolitica.blogspot.com

El presidente Barack Obama baila en el Carnaval brasileño, pintado en el muslo de una reina del samba totalmente desnuda.La modelo-empresaria, Viviane Castro de 26 años es la más escandalosa Reina del Carnaval de Rio de los últimos tiempos. Ya ha sido descalificada por bailar desnuda en más de una oportunidad. Pero siempre sus "escándalos" llevan algo de politica tras de si. Este año Lula presenciará el desfile en un Palco oficial, invitado por el gobernador de Rio.

Fotos: En una foto el pintor termina su extenuante trabajo; y en la otro la escultural empresaria y modelo desfila

Viviane Castro pintó la cara del mandatario estadounidense en su muslo izquierdo. (En realidad el que pintó fue el maldito ese de la foto). En el muslo derecho llevaba la del presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva. En su estómago llevaba pintada la frase (Vende-se) ''Se vende", en español': y Viviane dijo "que quiere representar la venta de la Amazonía brasileña a Estados Unidos". Muchos brasileños temen que Washington quiera controlar la región amazónica, rica en recursos naturales. Castro, de 26 años, acaparó las primeras planas al aparecer en el Carnaval de Río sin otra vestimenta que un parche de cuatro centímetros de ancho.
Lula tiene un Palco Oficial donde acudirá desde el comienzo del desfile con su esposa Marisa y se especula que habrá varios ministros de su gabinete. Fue invitado por el gobernador de Rio. Desde 1993 que no acude ningún Presidente, cuando estuvo Itamar Franco.

Capitalismo !! dónde? cuál ?


loultimoenpolitica.blogspot.com

En estos días comprobamos que la "inteligencia" del sistema, sus dirigentes políticos, comunicadores y analistas ensayan un nuevo discurso de "comprensión de la crisis" económica que niveladamente se expande por todo el planeta, con epicentro en Europa y EEUU. Pretenden inducir al colectivo, a pensar en errores humanos, en vez de pensar en un "sistema" politico, económico y social absolutamente fracasado.

Este discurso oficial de "comprensión de la crisis" se basamenta en una ecuación: La crisis económica es, antes que nada, una "crisis moral", de hombres (incapacidad, codicia, corrupción, etc) y no del sistema dominante. Desde el nuevo presidente del Imperio USA, Barack Obama y los lideres de las potencias centrales hasta el último gerente político de los países que integran el circuito globalizado del planeta controlado por las corporaciones transnacionales, hacen lo que pueden para convertir el colapso capitalista en una crisis producida por "errores humanos". De esta manera, sacan de escena la responsabilidad del sistema capitalista que, como emergente totalizado sólo produce para dar rentabilidad a los consorcios capitalistas trasnacionales que controlan los sistemas económicos productivos, los mercados internos y los comercios exteriores tanto de los países centrales como de los periféricos. Las razones por las cuales el sistema capitalista entra en crisis periódicas no se explican por "errores humanos", sino por el emergente de su propia dinámica y modelo de funcionamiento histórico que no está diseñado para servir al bienestar general y al reparto equitativo de los bienes producidos entre la sociedad, sino para concentrar riqueza y capital en pocas manos. En primer lugar, la lógica histórica de la rentabilidad y concentración del capital en pocas manos, segmenta y achica la producción (el capitalismo sólo produce para quien pueda pagar), genera pobres y marginados excluidos del mercado y sin capacidad de consumo, y desata desocupación con pérdida del consumo que periódicamente producen crisis y conflictos sociales que alteran la gobernabilidad del sistema. Y hay un principio axiomático probado por la realidad: Así como las potencias centrales (con EEUU a la cabeza) son las grandes exportadoras de crisis mundial, los bancos y empresas transnacionales imperiales son los grandes exportadores de desocupación masiva a escala global. Ante el derrumbe del modelo de explotación capitalista "globalizado" esos bancos y trasnacionales del Imperio (que hegemonizan el control sobre el comercio y los sistemas productivos a escala global) descargan la crisis sobre las espaldas de los obreros y empleados que pasan a la categoría de "desocupados". De manera tal que las crisis periódicas del sistema no se producen por "errores humanos" (como quieren demostrar Obama y los gurúes del sistema), sino por el achicamiento de los márgenes de rentabilidad capitalista que conduce a la reducción de la producción y del consumo y a los despidos masivos como ya está sucediendo en Europa y EEUU. Al contrario de lo que pregonan los analistas y autoridades del sistema, el colapso financiero-recesivo, originado en EEUU y Europa, y que ya se proyecta a las economías centrales y periféricas a escala global, no se trata de una crisis por "falla de las normas de regulación y control financiero", sino de una reestructuración económica-financiera global impulsada por la dinámica histórica de concentración del capital en pocas manos. Al sistema capitalista, representado en el G-7 (países ricos) que acaba de celebrar una cumbre, no le interesa resolver la crisis social emergente de la desocupación, sino la crisis de rentabilidad producida por la crisis financiera recesiva proveniente de la competencia intercapitalista por el control de los mercados. La crisis se expande y multiplica a escala global: El colapso financiero con desaceleración económica y desempleo (por efecto de la contracción del crédito) exportada originalmente de EEUU se contagia aceleradamente por las economías del euro que afrontan crecientes huelgas y protestas sociales que han llevado a la Unión Europea a decretar alerta roja y una agenda de reuniones de urgencia para afrontar el terremoto económico recesivo. El colapso financiero recesivo con epicentro original en las economías imperiales USA-UE ya se convirtió en derrumbe nivelado de la economía real a escala mundial. La crisis recesiva con desempleo masivo que azota con dureza extrema a la primera potencia imperial, EEUU, ahora arrasa también con las economías centrales de la zona del euro donde se registran huelgas y protestas sociales que barren con la estabilidad de los gobiernos desde Francia, Reino Unido, España, hasta Bélgica e Islandia. A medida que las consecuencias de la desocupación y el desplome del poder adquisitivo del salario se hacen sentir por toda Europa, la protesta social y sindical gana la calle en cada vez más países, para expresar el descontento. El malestar social que generan la desocupación creciente y el deterioro de las condiciones salariales, así como el achicamiento de la capacidad de consumo, exacerba el estado de frustración colectiva, provoca pérdida de confianza en los políticos y alimenta las huelgas y protestas sociales que comienzan a extenderse por toda la geografía europea. "La situación es preocupante y puede empeorar en los próximos meses", alertó el director gerente del Fondo Monetario Internacional, Dominique Strauss-Kahn. "La crisis amenaza con provocar protestas "casi en todas partes", advirtió. Todo el planeta (globalizado y nivelado por el sistema capitalista "único") está aquejado de los mismos síntomas: Derrumbe de los precios del petróleo y de las materias primas (deflación de los precios internacionales), devaluación de las monedas y revaluación el dólar, colapso financiero con quiebra de bancos, crisis crediticia con achicamiento del consumo, suba de precios internos de los alimentos y la energía y oleadas de despidos laborales constantes en EEUU y las potencias centrales. Los billonarios paquetes de "rescate bancario" estatal con dinero de los impuestos (pagado por toda la población de los países donde se han instrumentado) no han servido de antídoto y han fracasado estrepitosamente como medida para enfrentar la crisis mundial, que ha devenido de financiera a recesiva a escala global. En los primeros día del año 2009 (y como clara señal de que el planeta ya ingresó en la "crisis estructural"), se reafirmó la ola de de despidos laborales que certifica la presencia de una recesión a escala planetaria, cuyo centro gravitante y expansivo se encuentra en EEUU y Europa, potencias directrices del sistema capitalista a nivel global. En un orden secuencial, para que la crisis se convierta en "global" (el desenlace) tiene que haber una convergencia interactiva de la "crisis financiera" (los mercados del dinero), la "crisis estructural" (la economía real) y la "crisis social" (el impacto de la crisis económica-financiera en la sociedad). La confluencia interactiva de estos tres factores es lo que va a posibilitar, a corto plazo, el desenlace de la "crisis global" del sistema capitalista donde los gobiernos (centrales y periféricos) van a perder el control social y político de sus países por medio de las huelgas y estallidos sociales generados por la desocupación masiva y la suba de precios. Solo la convergencia interactiva de estos tres factores (por acumulación de crisis) va a producir (a modo de desenlace) la "crisis global" del sistema capitalista proyectada desde las economías centrales (USA-UE) a los países que integran la red a escala planetaria. La desocupación es el elemento clave, el detonante estratégico, que marca el principio del desarrollo de la crisis estructural con pérdida de la gobernabilidad (económica, política y social) de los Estados que integran desigual y combinadamente la red "globalizada" del sistema capitalista, cuyos resortes de decisión se encuentran en EEUU y en Europa. La desocupación es la matriz de la pérdida de gobernabilidad por una razón esencial: Los despidos masivos de obreros y empleados son el barómetro y marcan el momento exacto en que la crisis se sale de la "superestructura" económico financiera y se mete dentro de la sociedad. La desocupación sigue una línea claramente definida: Nace en los sectores financieros, de servicios o industriales de Europa y EEUU (los exportadores imperiales de la recesión) y se proyecta a los países "emergentes" o periféricos mediante las filiales de las empresa y bancos trasnacionales (con casa matriz en los países centrales) que empiezan a despedir, suspender o recortar horas a sus planteles de trabajadores. Metodológicamente esto indica que, impulsada por la dinámica de los países centrales, la desocupación en los países periféricos (de Asia, África y América Latina) comienza por los bancos y empresas trasnacionales que controlan el sistema económico productivo y los comercios interiores y exteriores de los países, y que dan trabajo a la mayoría de la mano de obra urbana empleada (eso explica porqué la desocupación es simultánea a la de los países centrales). En resumen, los despidos (el "impacto social") conforman la "noticia estratégica" que rompe el statu quo de la "crisis superestructural" (controlada por los gobiernos) y la convierten en "crisis social". Las huelgas y los estallidos sociales (como respuesta inmediata a la desocupación en masa) conmocionan los pilares del control institucional y político de los Estados capitalistas, anarquizan la economía, y hacen estallar el sistema, como antes la desocupación hizo estallar al individuo. La desocupación es la clave, el principio funcional, de la crisis capitalista extendida a escala global. Conforma la ruptura de la última línea de supervivencia del individuo y es la sustancia matriz del descontrol económico, político y social de los gobiernos capitalistas. Y hay un dato central que diferencia a la "crisis social" de las precedentes (la financiera y la estructural"): Las huelgas y estallidos sociales no se controlan con "salvatajes financieros, sino con represión masiva. Y la represión masiva genera el caos del sistema y retroalimenta los estallidos (que a su vez retroalimentan la represión), se rompen los marcos institucionales y políticos: El Estado y el sistema capitalista pierden el control y entran en crisis, no superestructural sino "total" . Tomada en términos del sistema capitalista (el organismo), la crisis sólo sobreviene cuando se quiebran las variables de "gobernabilidad" sobre los que están construidos los pilares de su funcionamiento a escala global. La condición esencial para el funcionamiento del Estado capitalista (tanto en los países centrales como periféricos) se resume en tres factores: Estabilidad económica, gobernabilidad política y "paz social". Esas tres condiciones son básicas para que el "sistema" (la estructura funcional) de los negocios y la rentabilidad capitalista funcionen sin interferencia y no se alteren las líneas matrices de la propiedad privada y concentración de riqueza en pocas manos. Cuando por alguna razón se altera alguno de estos tres factores, el sistema entra en crisis, y debe generar inmediatamente alternativas para preservar su supervivencia. La verdadera crisis del sistema capitalista va a comenzar a desarrollarse cuando el proceso de despidos laborales se torne masivo y las víctimas sumen centenares de miles hasta millones multiplicadas por todo el planeta. La actual dinámica es indicativa de que los despidos laborales ( a diferencia de la crisis económica financiera que se desarrolló primero en el centro) ya comienzan a multiplicarse y van a ser simultáneos en los países centrales y en los periféricos, por vía de las transnacionales, y en consecuencia, el estallido de la crisis va seguir un proceso nivelado y simultáneo en todo el planeta. Fuente IAR

UBS obligado a levantar el secreto bancario


loultimoenpolitica.blogspot.com

Vigente desde 1934, el secreto bancario de Suiza protege la identidad de sus clientes, pero UBS se ha visto obligado a ignorar su aplicación, y el miércoles llegó a un acuerdo con el Departamento de Justicia de EEUU y la SEC (el organismo regulador) por el que se comprometió a entregar los datos de al menos 250 clientes estadounidenses que supuestamente evadieron impuestos a través de sus cuentas helvéticas. Estados Unidos exigía el desbloqueo de 50 mil cuentas; pero UBS no aceptó más que 250 grandes clientes.

Foto: Presidente de Suiza, Hans Rudolf Merz pide perdón a sus clientes, pues, parece que deberá seguir descubriendo cuentas

Además, el mayor banco suizo pagará unos 615 millones de euros de sanción para evitar un proceso penal. De acuerdo con los términos del pacto que UBS alcanzó con las autoridades norteamericanas, la justicia aplazará cualquier investigación relativa a la entidad durante un periodo mínimo de 18 meses, que podría ser prorrogado bajo determinadas condiciones. .Otro requerimiento: Sin embargo, Washington quiere más. Ayer, en un nuevo requerimiento, la justicia de EEUU pidió a UBS la identidad de más de 52.000 ciudadanos, que, según informó Bloomberg, tuvieron ocultos 11.800 millones de euros en activos a mediados de esta década. El banco no gana para disgustos. Hace unos días, anunció que en 2008 perdió más de 13.000 millones de euros; el miércoles, tuvo que ceder a las presiones de EEUU por su implicación en una trama de fraude fiscal, después de que en junio del año pasado el ex directivo Bradley Birkenfeld se declarara culpable de las acusaciones de colaborar en la evasión de impuestos de ciudadanos estadounidenses, y ahora se enfrenta a otra demanda.El presidente de Suiza, Hans Rudolf Merz, garantizó, a pesar de todo, que el secreto bancario seguirá “intacto” en ese país, porque “es la voluntad del Gobierno”. Según explicó, la decisión de revelar la identidad de 250 clientes fue de UBS y la Autoridad Federal de Vigilancia de Mercados Financieros, aunque contó con el aval del Ejecutivo federal “El sector bancario no protege a los defraudadores”, subrayó.

Futura colaboración: La Comisión Europea, por su parte, dijo ayer que espera que si un Estado miembro de la UE solicita a Suiza colaboración en materia fiscal, Berna responda de manera similar a como ha hecho con EEUU. Suiza concentra casi un tercio de los capitales offshore (al margen de toda regulación financiera) del mundo, según la Swiss Banking Association. Por otra parte, el director general del FMI, Dominique Strauss-Kahn, reiteró ayer en París su apuesta por combatir los paraísos fiscales por la vía fiscal, “como se hizo en el Chicago de los años treinta con Al Capone”, al considerar que las reglas de transparencia bancaria son insuficientes.