15 sept. 2008

Lheman complica a la banca española

loultimoenpolitica.blogspot.com
EFECTOS DE LHEMAN SE SIENTEN HASTA EN ESPAÑA
El modelo de banca española tiene poco o nada que ver con Lehman Brothers, que se encamina a la quiebra tras 158 años de historia, ni con los bancos de inversión. Pero aún así esta crisis le pasará factura.
Quiebra un modelo de hacer banca, el norteamericano, basado en especializarse en operaciones especulativas en los mercados financieros, frente a otro, que consiste en tomar depósitos de clientes para conceder créditos a otros clientes y a las empresas. Es el que sigue prácticamente a rajatabla la banca española. Pero esto no significa que esté libre de las sacudidas de la banca internacional. Es cierto que la banca española, al tener que financiar toda la demanda de hipotecas de los últimos años con depósitos y apelaciones a los mercados, ha eludido invertir en bonos vinculados a las subprime. Su modelo de banca impide la concentración en negocios especulativos de la banca de inversión. Pero precisamente al estar acostumbrada a financiarse en los mercados, tiene que asumir que la quiebra de Lehman Brothers deja éstos aún más secos, lo que significa pagar más sobreprima —encarecer sensiblemente los costes de financiación—por captar un dinero muy escaso entre los ultradesconfiados inversores internacionales vía emisiones de deuda o titulizaciones. Esta situación de mayor encarecimiento de la financiación supone que la banca española tendrá que aplicar una restricción adicional del crédito a empresas y particulares, Y, por tanto, que la economía española ve todavía lejos la señal que marca el final de la crisis.

No hay comentarios: