18 sept. 2008

Bolivia: los puntos complejos aún no fueron abordados

loultimoenpolitica.blogspot.com
EL IMPUESTO PETROLERO, LA NUEVA CONSTITUCIÓN, EL JUICIO CONTRA FERNÁNDEZ Y LAS AUTONOMÍAS AÚN NO FUERON ABORDADOS.
El diálogo en Bolivia entre el presidente Evo Morales y los gobernadores autonomistas avanza de forma 'positiva', pero aún no se han tratado los temas de fondo que enfrentan a ambas partes, reconoció hoy el Gobierno. Ese balance fue realizado por el portavoz presidencial, Iván Canelas, poco después de que Morales abandonara unas horas, hasta las 14.30 hora local (16.30 GMT), la reunión con la oposición para atender actividades de carácter internacional. Morales salió de la cita, que se celebra en un centro de convenciones situado a tres kilómetros de la ciudad central de Cochabamba, sin hacer declaraciones, mientras que altos cargos de su Gobierno y los prefectos (gobernadores) comenzaban a almorzar, tras seis horas de reunión. Poco después de la partida de Morales, un grupo de veinte jóvenes hicieron estallar petardos cerca del centro de convenciones para pedir un juicio contra el gobernador de Pando, Leopoldo Fernández, actualmente detenido por su presunta implicancia en la masacre de la semana pasada. En la reunión participan los otros ocho gobernadores, entre ellos los autonomistas y opositores Ruben Costas, de Santa Cruz; Ernesto Suárez, de Beni; Mario Cossío, de Tarija, y Savina Cuéllar, de Chuquisaca. Según Canelas, en las primeras horas de la reunión tanto Morales como los gobernadores de oposición expusieron sus puntos de vista, pero aún no debatieron sobre los temas de fondo.'Lo que hay que ratificar es que aquí hay una clara coincidencia de que todos están sumidos en mantener el diálogo hasta resolver los problemas' que afronta el país, dijo Canelas. El diálogo está centrado en la nueva Constitución política que impulsa Morales, los estatutos autonomistas de las regiones de Santa Cruz, Beni, Pando y Tarija y el reparto de la renta petrolera entre el Estado y los mismos departamentos. Como observadores del diálogo están delegados de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), la ONU, la Organización de Estados Americanos (OEA), la Unión Europea (UE), diplomáticos de Brasil, Chile y Argentina, y representantes de las iglesias Católica, Evangélica y Metodista.

No hay comentarios: