13 abr. 2009

Aumenta la protesta en Georgia exigen renuncie "Misha"


loultimoenpolitica.blogspot.com

Miles de personas llevaron el lunes su pedido de renuncia ante la oficina del presidente de Georgia, Mikhail Saakashvili (Misha) casi en el sexto día de protestas contra su Gobierno.

Foto: Las protestas de hoy; la foto es de Reuters

Varios miles de personas marcharon hacia la nueva residencia presidencial sobre el río Mtkvari en Tiflis, silbando y entonando "Misha, ¡vete!".

Los manifestantes prometieron quedarse en el lugar hasta que Saakashvili, conocido como Misha, presente la renuncia por sus acciones en el Gobierno y la desastrosa guerra del año pasado con Rusia.

"De esta manera, él escuchará nuestra voz mucho más cerca", dijo Kakha Kukava, uno de los varios líderes opositores que tomaron parte de la campaña contra el presidente.

Hasta unas 20.000 personas se reunieron fuera del parlamento.

La presencia de manifestantes bajó el fin de semana y había señales de que algunos líderes opositores estaban considerando dialogar con el presidente.

Unas 60.000 personas se congregaron al comienzo de la protesta, el jueves, seguidas de unas 20.000 un día después, bloqueando la avenida central de Tiflis y las principales calles cerca de la oficina del presidente y del canal estatal.

Los críticos acusan a Saakashvili de monopolizar el poder y presionar al sistema judicial y los medios desde que llegó al cargo tras la Revolución Rosa de 2003, con promesas de consolidar la democracia georgiana.

La guerra del año pasado, cuando Rusia aplastó un ataque de Georgia contra la separatista Osetia del Sur, animó a sus oponentes, quienes afirman que el líder de 41 años ya ha cometido demasiados errores como para permanecer en el cargo hasta el 2013.

Occidente, que recibe petróleo a través de Georgia desde el Mar Caspio, observa la situación con atención.

El enviado especial de la Unión Europea Peter Semneby ha intentado auspiciar un diálogo, pero líderes de la oposición han enviado señales mixtas sobre su disposición a hablar.

No hay comentarios: