24 jul. 2009

Dictador hondureño militariza la frontera con Nicaragua ante el inminente regreso de Zelaya


loultimoenpolitica.blogspot.com

El Gobierno de facto de Honduras reforzó el jueves con policías y militares la frontera con Nicaragua, en previsión del intento de entrada del presidente depuesto, Manuel Zelaya, que planea regresar este fin de semana al país del que fue expulsado por un golpe de Estado el pasado 28 de junio.

De esta forma, localidades como la habitualmente tranquila Las Manos, uno de los tres puntos fronterizos, se han convertido en foco de interés nacional. Hasta allí llegaron misiones policiales y militares que, principalmente, intentaban dispersar a los seguidores de Zelaya que acudieron a la llamada lanzada por el mandatario, que lleva días reclamando el apoyo de su pueblo.

Antonio Cartagena, de 71 años, relató al diario 'El Nuevo Herald' que viajó junto a otras 40 personas para esperar el regreso de Zelaya. Contó a la prensa que la Policía detuvo su autobús cuando éste no había llegado aún a la frontera y alrededor de una decena de pasajeros lograron alcanzarla a pie o gracias a la ayuda de los conductores.

"Estamos aquí para darle la bienvenida a un buen hombre que vuelve a su patria", dijo Cartagena, quien también informó de que las fuerzas de seguridad habían detenido a varias personas

El Gobierno 'de facto' encabezado por Roberto Micheletti emitió un comunicado en el que amplió el toque de queda para la zona fronteriza de las 18:00 horas del jueves (hora local) a las 6:00 horas del viernes. "Solicitamos la comprensión de la población hondureña y hacemos un llamado a acatar esta disposición adoptada con el afán de proteger la seguridad de las personas y de sus bienes y garantizar el orden y la paz social", destacó la nota.

Rumbo a la frontera

Entretanto, Zelaya sigue ajeno a las advertencias del Gobierno de facto y partió el jueves por la tarde desde Managua para tratar por segunda vez de regresar a su país. El primer y fallido intento tuvo lugar el pasado día 5, cuando no puedo aterrizar en Tegucigalpa al ser rechazado el avión en el que viajaba y que lo trasladaba desde El Salvador.

La caravana de Zelaya, en la que también participa el ministro de Asuntos Exteriores venezolano, Nicolás Maduro, tiene previsto llegar a las inmediaciones de Honduras a lo largo del fin de semana. "Va a ser como el día sábado o el día domingo que estaremos en el lugar fronterizo, porque vamos despacio (...) para llegar con un fuerte contingente de hondureños que nos acompañen", aseguró el presidente depuesto antes de su partida.

Uno de los miembros del Gobierno que encabezaba Zelaya, Allan Fajardo, informó de la instalación de un "puesto de mando" en la ciudad nicaragüense de Estelí, a poco más de 100 kilómetros de Managua. Desde este enclave, añadió, la delegación evaluará el calendario más conveniente de regreso.

IAR Noticias /
Europa Press

No hay comentarios: