19 abr. 2009

Cumbre: no se sabe aún si habrá declaración final


loultimoenpolitica.blogspot.com

Cuba sigue marcando el camino; aún sin participar: Los 34 líderes de las Américas reunidos en Trinidad y Tobago cierran este domingo su quinta reunión continental dispuestos a abrir una nueva página en sus relaciones, aunque el embargo de Estados Unidos contra Cuba amenaza la declaración final de esta cumbre.

Los biocombustibles o el papel de la Organización de Estados Americanos (OEA) bloquean también la firma de este texto de compromiso de la cumbre, la primera que reunió al mandatario estadounidense, Barack Obama, con sus pares de América Latina y el Caribe.

Los países de la Alternativa Bolivariana de las Américas (ALBA), compuesta por Bolivia, Venezuela, Honduras, Nicaragua, Cuba y Dominica, acordaron no firmar la declaración final si el proyecto no se modificaba, entre otras cosas en solidaridad con Cuba, excluida de la OEA y sometida a un embargo estadounidense desde 1962.

Sería la primera vez en la historia de estas cumbres, que comenzaron en 1994 en Miami, que un grupo de países veta en bloque una declaración final. Llegado el caso, las alternativas son que el resto firme el documento de todos modos o que no se presente una declaración final.

La cuestión del embargo a Cuba, ausente en el texto final, es uno de los temas principales que bloquea el documento.

"Nuestro esfuerzo integrador de las Américas estará siempre incompleto si persiste en nuestras reuniones la anómala exclusión de uno de los países del continente, que es Cuba", explicó el presidente brasileño, Luiz Inacio Lula da Silva, quien sí está dispuesto a suscribir esta declaración.

En Trinidad, Obama anunció que su gobierno está listo para un "nuevo comienzo" con Cuba y para entablar un diálogo amplio con sus dirigentes, luego de 47 años. Unos días antes, había eliminado las restricciones a los viajes de cubanoamericanos y el envío de remesas a la isla comunista.

Sin embargo, el consejero económico de Obama, Lawrence Summer, aseguró este domingo que poner fin al embargo estadounidense a Cuba no es una tarea para mañana.

"Esto no es para mañana, y ello dependerá de lo que haga Cuba, de lo que Cuba haga de aquí en adelante", indicó el funcionario entrevistado por la cadena NBC.

Este domingo, Obama se reunió en Puerto España con sus pares centroamericanos y les garantizó que desea ser un "socio efectivo" de esta región después de años de una relación "crítica".

Obama aseguró a los líderes del Sistema de Integración Centroamericana (SICA), que está "buscando escuchar más ideas sobre cómo Estados Unidos puede ser un socio efectivo".

Testigos del encuentro explicaron que fue muy cordial. El mandatario estadounidense conversó varios minutos con su par nicaragüense, Daniel Ortega, uno de sus más firmes detractores en el subcontinente.

"Quiero creer que Obama tiene disposición, tiene voluntad", declaró Ortega tras este encuentro.

El sábado, Obama se reunió con sus homólogos sudamericanos con la intención de relanzar su relación sobre las bases del diálogo directo y el respeto mutuo.

Según todos los asistentes, el clima de este primer encuentro cara a cara fue "excelente", "positivo" y "franco".

Chávez, líder del sentimiento antiestadounidense en la región, regaló a Obama un ejemplar del libro 'Las venas abiertas de América Latina', del uruguayo Eduardo Galeano, que batió un récord de ventas el sábado en las librerías virtuales.

"Me ha dado mucho gusto saludar al presidente de Estados Unidos: 'I want to be your friend'. Venezuela quiere ser amigo de Estados Unidos", reiteró Chávez.

La cordialidad entre los dos presidentes sorprendió a los más optimistas y centró buena parte de esta cumbre de dos días.

El primer paso de lo que podría ser el restablecimiento de las relaciones entre Estados Unidos y Venezuela será el nombramiento de un nuevo embajador estadounidense en Caracas y de uno venezolano en Washington. Este último puesto, vacante desde septiembre, lo ocuparía Roy Chaderton, actual representante venezolano ante la OEA.

No hay comentarios: